Sobre mí

Sevilla 1966

Comienzo en el mundo de la fotografía con diecisiete años descubriendo la magia del blanco y negro y del laboratorio en mi instituto. Poco después, me hago con mi propio laboratorio en casa, y empiezo a salir a la calle para hacer fotos. Descubro a través del visor de la cámara un mundo nuevo que se me revela poco a poco. Tiempo después incorporo el color, empleando Kodachrome 64, Ektachrome y películas similares. Por motivos académicos y profesionales, abandono la actividad fotográfica durante muchos años, retomándola en 2013, ya en plena era digital. Realizo varios talleres, con Marcelo Caballero, Alberte A. Pereira, Rafa Badía y David Salcedo. Hoy sigo haciendo foto de calle como entonces. Me han publicado en varias revistas, y participo activamente en grupos y colectivos de fotografía, tanto a nivel nacional como internacional. En mi fotografía busco básicamente tres elementos, la luz, el gesto y el color, intentando que el componente humano articule todo mi trabajo. Empleo la fotografía como un medio no sólo para mostrar la vida que se desarrolla en las calles y aportar una visión «estética» de la misma, sino documentar, desde mi propia experiencia, cómo percibo esa vida dentro de un cierto contexto social.